¿Qué es la misofonía?

23

MAYO, 2018

La palabra Misofonía proviene de miso- (odio, desagrada o aversión) y –fonía (sonido). Por lo tanto es una sensibilidad selectiva al sonido.

Las personas que lo padecen tienen una muy baja tolerancia a los sonidos cotidianos, tanto a los producidos por las personas al masticar, toser, comer, el chasquido de los labios, masticar chicle, como a los producidos por diferentes objetos como el tintineo de los cubiertos, la punta de un lápiz al romperse, una gotera, etc.

Todos estos sonidos pueden desencadenar ansiedad en las personas que padecen Misofonía así como conductas agresivas, ira, rabia e irritación, ya que les provocan un terrible malestar.

La Misofonía puede llegar a producir aislamiento social

Estos sonidos no tienen por qué ser muy fuertes, sino que para generar un estado de estrés en las personas que padecen Misofonía basta con que tengan una intensidad relativamente baja, generalmente por debajo de una conversación normal (pensemos el ruido que podemos generar al masticar, por ejemplo) por lo que los sonidos que para la gran mayoría de las personas son apenas inaudibles para los afectados de este trastorno resultan exasperantes.

” Es importante diferenciarlo de la hiperacusia ”

La hiperacusia es percibir algunos sonidos de una manera anormalmente alta, que puede producir incluso dolor físico al escucharlos, mientras que la Misofonía, son los patrones de sonido o los sonidos repetitivos los que resultan intolerables.

Es probable que muchas personas hayan padecido este trastorno, pero ha sido recientemente cuando se llega a reconocer como enfermedad.

La Misofonía es un trastorno neurológico o psiquiátrico, en el que los estímulos auditivos (en ocasiones también visuales), son malinterpretados por el sistema nervioso central, aunque que todavía no tiene reconocimiento en las clasificaciones internacionales de los trastornos mentales (como el DSM-5) o en las clasificaciones médicas (CIE-10) por lo que no están consensuados los criterios para poder diagnosticar a las personas que lo padecen. Tampoco se conocen las causas.

” Los expertos creen que esta reacción extrema a los sonidos puede aparecer al final de la infancia ”

Los expertos creen que esta reacción extrema a los sonidos puede aparecer al final de la infancia, desencadenada por un sonido concreto y específico para después generalizarse a otros sonidos, que se van sumando a la lista de sonidos desencadenantes o detonantes.

Lo que sí es cierto es que la Misofonía genera mucho malestar a las personas que lo padecen, y además se sienten incomprendidas ya que generalmente se les tilda de histéricos o exageradamente sensibles.

Algunas personas intentan enmascarar los ruidos con música, otras los intentan evitar e incluso en algunos casos puede provocar que la persona que padece misofonía deje de involucrarse en actividades sociales o abandone sus relaciones personales para evitar estos sonidos que para ellos resultan insoportables

Doctora Carmen Sola

Doctora Carmen Sola

Colegiada núm. 46 46 12727 – Valencia

Directora Médico de La Cruz Azul

¿Quiere ver otros artículos antes de que se publiquen?

Suscríbase a nuestro boletín.